Dióxido de Titanio, imprescindible pero puñetero.

sábado, 17 de septiembre de 2016 2 comentarios

El dióxido de titanio se utiliza como absorbente de rayos UV en productos para el bronceado, jabones, polvos cosméticos, cremas, pasta de dientes, papel de cigarro y la industria cosmética.
Sus propiedades más importantes son: su no toxicidad, su compatibilidad con las mucosas y la piel, y su buena dispersabilidad en soluciones orgánicas.
Hasta ahí, genial.
En lo que a mí me afecta e imagino que a todos los que lo usamos es que ralentiza el secado del jabón.
En el que enseño en esta ocasión, la parte blanca demoró 5 veces más en endurecer que la parte ocre y yo de los nervios por querer acabar mi trabajo.
Y como todos somos, por norma, bastante impacientes, es un fastidio.
Por lo demás, a mí me resulta una maravilla.
Para hacer un jabón o parte blanca o para convertir un color intenso en uno suave y delicado..
A tirar de paciencia si se usa, el resultado será siempre positivo.





 

La unión hace la fuerza

jueves, 15 de septiembre de 2016 2 comentarios

Jabón de sosa para la base y glicerina cristal recubriendo el relieve.
Ya habréis visto esta conjunción anteriormente, en este caso, lo nuevo es el relieve del arbolito.
La base lleva arcilla Tilia y Dióxido de Titanio.
Esenciales de: Citronela, Lavanda, Lima, Litsea cubeba y Lemongrass.


viernes, 26 de agosto de 2016 1 comentarios

Redondos, ¿sí o no?















Los jabones redondos no se suelen ver demasiado. Predominan los rectangulares. ¡Pero qué bonitos son!
Me gustan mucho a pesar de que suelen ser, a veces, algo escurridizos y escaparse, más de una vez, de las manos.
He llegado a un punto, después de unos años haciendo jabones que, teniendo un par de fórmulas que me parecen correctas las he adoptado como habituales así como, también, un par de combinaciones de aromas. Eso me simplifica muchísimo y me permite centrarme en la parte visual, que es lo que me divierte.
Para este jabón he combinado un color neutro para el fondo y colores fluor para los añadidos obteniendo un contraste resultón y divertido.
¿Te apuntas a los redondos?

Escalones

martes, 8 de marzo de 2016 9 comentarios


¿Les ha pasado alguna vez que ven algo y piensan en que podría ser un motivo ideal para un jabón?
Eso me pasó con el que les muestro hoy. Los escalones los vi en una cafetería y lo tuve super claro.
Dicho y hecho. Aquí está.
Lo recorté en madera, hice una base con silicona y después de hecho el jabón rellené el hueco con glicerina cristal.
En fin, original, creo que lo es.
Tengo hechas unas cuantas bases más.
Las iré mostrando cuando tenga los jabones hechos y con un buen acabado.
Hasta la próxima!

 

La silicona, una aliada perfecta. Relieves 1 y 2.

domingo, 24 de enero de 2016 4 comentarios


Hola compañer@s,
Quienes me conocen saben que soy culo inquieto y que siempre ando en busca de cosas distintas y divertidas.
Hace tiempo que tenía in mente hacer unas bases con silicona para conseguir relieves.
Empecé a hacer pruebas pero tuve que dejarlo aparcado por falta de tiempo y he vuelto a la carga aprovechando unos días tranquilos.
Amo la silicona por lo cómodo que es trabajar con ella y por la calidad de acabado que nos brinda.
Del que les muestro hoy tengo una primera aproximación hecha tiempo atrás. Corregidos algunos detalles y habiendo encontrado la silicona ideal aquí está el resultado.
El diseño, como verán es el mismo pero he aprovechado la posibilidad de hacer “un positivo y un negativo” del modelo base y así obtener dos jabones diferentes.
Una opción interesante es rellenar el hueco con otro color dejándolo a ras o cubriéndolo todo por lo que sólo se verá el diseño cuando el jabón se haya gastado lo suficiente. Esto último me parece el más divertido.
Ya estoy trabajando con varios diseños más y los iré mostrando a medida que estén hechos los jabones.
Nos vemos en el siguiente.




 

Año nuevo, jabón nuevo

miércoles, 6 de enero de 2016 5 comentarios


Un jabón sencillo con un hermoso color y el toque de los huecos rellenos, cómo no, con glicerina cristal que, al contacto con el agua multiplica su transparencia y su encanto.
No hay mucho más que contar, las imágenes hablan por sí mismas.